Mis imprescindibles para ir a entrenar

En estos momentos estoy asistiendo al gimnasio con regularidad (en unos meses les haré un post relacionado con los avances), por lo que me he hecho con algunas cosas que considero básicas para ir a entrenar.

Primero que todo, la ropa. La verdad es que uno puede ir a entrenar con lo que quiera pero considero que estar cómoda es súper importante. En mi caso, encuentro que la ropa de everlast cumple con todas las características que busco: comodidad, que absorba bien el sudor, que se ajuste a mi cuerpo y que tenga un bonito diseño. También me preocupo de que los calcetines sean de algodón y que las zapatillas me queden bien. Las zapatillas que uso son reebok y las tengo hace muchos años y están mordidas por mis hurones por lo que creo que dentro de poco las cambiaré.

Lo siguiente que encuentro importante es llevar una toalla no solo para secarse el sudor, sino también para ponerla en las máquinas y así no dejar nuestro sudor en ellas. Siempre llevo una toalla de manos.

También es muy importante llevar una botella con agua para hidratarte mientras haces ejercicio. La mía es de 750 ml y durante la noche anterior la dejo en el congelador para que esté congelada y así esté perfecta para registrarme ya que hace mucho calor.

Como estoy con un entrenador personal, no escucho música durante el entrenamiento pero sí al final, cuando hago cardio, así que llevo mis AirPods conmigo.

Lo otro que llevo conmigo siempre, esté o no entrenando, es mi reloj Apple Watch, que me permite tener un control de las calorías que estoy quemando, el tiempo de ejercicio y la cantidad de pasos. Me encanta este reloj, lo tengo en color rosado y me permite adelantar, parar o retroceder las canciones que estoy escuchando.

Para luego del entrenamiento, no puede faltar mi proteína, que me ayuda a alcanzar mis requerimientos de proteína más fácilmente. La tomo luego del entrenamiento y al final del día cuando veo que no he llegado a mis requerimientos.

Creo que optar por un entrenador personal ha sido la mejor decisión ya que nunca me llego a aburrir en el gimnasio ya que siempre la rutina va cambiando y va corrigiendo mi técnica y he notado que mi cuerpo ha ido cambiando. Ya les mostraré los resultados al tercer mes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *