Ene 21

Mi experiencia usando la copita menstrual

Hace un tiempo atrás les contaba las ventajas de dejar de usar las toallas higiénicas y hoy les traigo mi experiencia usando la copita menstrual.

Hace 6 meses aproximadamente que la estoy usando y es una verdadera maravilla.

Primero que todo, lo más complicado, y la razón por la que muchas dejan de usarla, es poner la copita pero apenas uno le agarra el truco te das cuenta que es demasiado fácil. También las primeras veces se filtra un poco pero, como dije, con la práctica uno le va agarrando el truco.

Luego de superados esos primeros intentos viene la maravilla: te olvidas que la llevas puesta durante 12 horas, te olvidas que andas con la menstruación y puedes meterte a una piscina en estos días de calor o darte un baño de tina si así lo deseas.

Te olvidas de ese gasto que mensualmente debes hacer por lo que por lo bajo estás ahorrando unos $3000 mensuales, por lo que ya recuperé la inversión de la copita.

Y es tan fácil limpiarla: agua y listo. Y una vez al mes la esterilizas.

Creo que ha sido la mejor compra de la vida.

Deja un comentario

Your email address will not be published.